La disrupción digital arrasa con todo a su paso. Adiós a la Edad Contemporánea

La verdad es que ya tenía ganas de escribir sobre el tema de la Edad Digital y de elaborar y plasmar por escrito la línea del tiempo de la Historia cuyo período está fraccionada, como sabéis, por Edades: Edad Antigua > Edad Media > Edad Moderna > Edad Contemporánea, y ahora, aunque muchos no lo sepan o no lo quieran asumir, estamos en plena Edad Digital.

Nadie puede discutir que la realidad actual en casi nada se parece a la de hace 50 años. Esto es porque hemos entrado en una nueva etapa de la Historia que ya se debería estudiar en los colegios. En el medio ALT1040 encontramos una buena descripción: “la innovación disruptiva se corresponde con aquellos avances que rompen con el pasado dejando obsoleta la tecnología o el servicio precedente”.

La “nueva era digital” no es una moda, como piensan algunos, sino que es una realidad que afecta directa o indirectamente a todas y cada una de nuestras actividades diarias. Mantenerse al margen a nivel personal puede conducir al aislamiento; mantenerse al margen en el plano empresarial conduce prácticamente sin contemplaciones a la más cruel desaparición. Incluso el mero hecho de estar en Internet, sin una buena presencia, tampoco garantiza el éxito (o la supervivencia). La revolución digital exige adaptación cultural y formación constante.

Y no son pocos los choques que se producen entre “los dos mundos”, el digital y el analógico. Hoy vamos a recordar algunos casos en diversos sectores en los que la confrontación cultural es importante: restauración, alojamiento y transporte.

Empresas como Blablacar, Amovens, AirBNB, ZipCar, CouchSurfing han sabido surfear esta ola digital incorporando en su esencia de negocio las particularidades del consumo colaborativo y las necesidades que precisan las nuevas generaciones de usuarios y clientes. Recientemente, hemos presenciado la polémica de la empresa Uber (y su app) con el sector del taxi. Los más conservadores acusaban a la empresa de competencia desleal. Habría que determinar, sin prejuicios de monopolios, qué se considera competencia desleal y hasta dónde se puede mantener la guerra de precios. Incluso Neelie Kroes, vicepresidenta de la Comisión Europea y comisaria de Agenda Digital, dijo que Uber no era enemigo del taxi sino que el sector debía afrontar los cambios propios de la realidad de las nuevas tecnologías.

Recomiendo el visionado de este reportaje “Competencia feroz” en Comando Actualidad y también este artículo “Una docena de modelos de negocio disruptivos” de un referente para mí como es Emiliano Pérez Ansaldi.

Son empresas que emergen como alternativas a la crisis económica, a las nuevas generaciones que viajan y disfrutan del ocio mucho más frecuentemente que sus padres y con aparentemente menos recursos económicos. Al mismo tiempo, también son alternativas a las empresas tradicionales que no han sabido reinventarse, ponerse del lado del cliente o consumidor y entender qué demandan algunos “baby boomers” y todos los “millennials”. Y hay miles de casos como el del pescadero quien, por varios motivos, no tiene establecimiento físico y se dedica a vender pescado a domicilio recibiendo los pedidos via Twitter y WhatsApp y satisfaciendo las necesidades de sus clientes, jóvenes y mayores. Este profesional cuenta con su clientela fija y sus pedidos semanales. Además es buen cocinero y recomienda menús y platos a sus clientes propiciando una dieta sana y equilibrada.

Fuente imagen: http://laurasil.com/emprender-online/#.U54N_fl_s1J

Fuente imagen: http://laurasil.com/emprender-online/#.U54N_fl_s1J

Meter la cabeza en la tierra como el avestruz no va a impedir que el mundo siga avanzando y que tu competencia, tarde o temprano, se coma tu trozo de pastel. Por si no se ha entendido bien la metáfora: “no podemos enfrentarnos a los retos ignorándolos”.

La insatisfacción, la frustración y la desidia no ayudan a tomar las mejores decisiones y a intentar superar tiempos difíciles para todos.

¡¿Cómo se explica que vivamos en la sociedad de consumo y la empresa tradicional se queje de que no consumimos?! Por supuesto que consumimos, pero de forma muy diferente.

Todo afecta. Influye la descentralización de las ciudades; la deslocalización de los recursos; la constante innovación de las grandes superficies; la internacionalización y el comercio exterior, el comercio electrónico, etc.

Y España es uno de los países que se está quedando atrás por no salir al extranjero por voluntad propia, por no invertir en buena educación y formación, por no mirar más allá de la competencia y buscar la coopetencia… En definitiva, lo que está claro es que necesitamos más @Taxioviedo.

Seguiremos investigando en torno a la economía colaborativa.

La Agenda Digital en Castilla y León 2014-2020

Hace un par de semanas llegó a mis manos la Estrategia Regional de Investigación e Innovación para una especialización inteligente (RIS3) de Castilla y León 2014-2020. Un ambicioso documento que no quiero dejar pasar por alto y más teniendo en cuenta que se trata de nuestra región. A continuación, resumo los aspectos más destacados de la misma para que puedas tomar buena nota, si quieres.

5 prioridades tiene

Esta agenda digital presenta cinco prioridades:

*la agroalimentación y los recursos naturales

* la eficiencia productiva en sectores de transporte como automoción y aeronáutico

*la aplicación de conocimiento y tecnología en salud y en atención social, cambio demográfico y bienestar

*el Patrimonio Natural, Patrimonio Cultural y Lengua Española;

*la I+D en Tecnologías de la Información y la Comunicación, Energía y Sostenibilidad para la competitividad global regional sobre la base de la transversalidad de tecnologías y conocimiento.

La elaboración de la RIS3 de Castilla y León ha seguido la metodología recomendada por la Comisión Europea e integrará la planificación de las políticas de I+D+i y la Agenda Digital para la Comunidad.

Especialización Inteligente de Castilla y León

Debido a la importancia que tiene la innovación para el desarrollo social y económico, la RIS3 de Castilla y León 2014-2020 será un elemento esencial para el futuro posicionamiento de la Comunidad en un entorno global.

Por tanto, la especialización inteligente se caracteriza por estar centrada en prioridades, retos y necesidades claves para el desarrollo y por basarse en una visión compartida de futuro que aprovecha los puntos fuertes, ventajas competitivas y potencial de excelencia, con una perspectiva exterior.

 

Seis objetivos estratégicos seis

Esta visión propone seis objetivos estratégicos para los próximos siete años:

*reforzar un modelo económico más competitivo y sostenible a través de la innovación empresarial y el uso eficiente de los recursos

*avanzar hacia el liderazgo científico y tecnológico en determinados campos de potencial especialización regional, configurando un sistema de ciencia y tecnología más atractivo;

*mejorar la internacionalización y la visión hacia el exterior del sistema de innovación regional

*fomentar la colaboración multidisciplinar entre agentes generadores de conocimiento y la transferencia de conocimiento

*fomentar la cultura de innovación y la creatividad en todos los ámbitos sociales y económico

*conseguir que las TIC se conviertan en herramientas facilitadoras de la innovación, la cohesión social y territorial, el crecimiento económico, el desarrollo del medio rural y la creación de empleo.

Objetivos específicos de los objetivos estratégicos de los…

Estos objetivos estratégicos de la RIS3 de Castilla y León 2014-2020 se despliegan en seis programas con sus correspondientes objetivos específicos:

*‘Innovación empresarial y economía más competitiva’ basada en: apoyar el esfuerzo innovador de las empresas, impulsar la creación de empresas innovadoras basadas en patentes, ideas, proyectos innovadores y en sectores o actividades vinculados al territorio y mejorar la formación para la innovación en los sectores que pueden liderar el cambio en el nuevo modelo productivo.

*‘Ciencia excelente y liderazgo tecnológico’ basada en: fomentar nichos de excelencia y liderazgo internacional en las tecnologías y áreas científicas en las que tenemos ventaja competitiva y potencial, incrementar la calidad científica y el impacto socioeconómico de la actividad investigadora y apoyar el talento y el capital humano.

*‘Internacionalización’ basada en: un enfoque integrado de las actividades de innovación e internacionalización y aumentar la participación de entidades de Castilla y León en programas internacionales de I+D+i.

*‘Colaboración’ pretende fomentar la colaboración tecnológica entre empresas y la innovación abierta, que haya una mayor colaboración multidisciplinar entre grupos de investigación y creación de plataformas de investigación con masa crítica, identificar la demanda tecnológica sectorial y favorecer la transferencia de conocimiento y aumentar la convergencia educación superior-innovación.

*‘Sociedad innovadora’ basada en: formar en actitudes y valores para la creatividad y la innovación, y el desarrollo de competencias empresariales en alumnos y profesores de todas las etapas educativas y acercar a la sociedad los logros de la ciencia y la tecnología.

*‘Agenda Digital para Castilla y León’ basada en: fomentar el despliegue de redes y servicios de telecomunicaciones para garantizar la conectividad digital, desarrollar la economía digital para el crecimiento y la competitividad de las empresas, impulsar la e-Administración y mejorar la eficacia, eficiencia y calidad de los servicios públicos a través de un uso intensivo en TIC e impulsar la adaptación digital de la ciudadanía y la innovación social.

Previsión de recursos movilizados

La previsión de recursos económicos que movilizará la RIS3 a lo largo de su ejecución durante el periodo 2014-2020 será superior a 9.150 millones de euros.

Más información en: JCyL

Comercio: la selección natural devorará tu PyME

Todos sentimos muy de cerca la crisis pero yo sé que quizás tú más. Te sientes afectado por lo que tu empresa ha sido, por ser la tercera generación y quizás no haya nadie que te releve, por los logros que un día obtuviste, por tu situación actual. Lo que no me queda claro es dónde has estado desde 1998 a 2013. Dime qué estás haciendo hoy y ahora para “salir del hoyo”. ¿Me lo explicas?

Sé que rondas los 60 años y estás cansado, quizás “quemado” mentalmente y lo que es peor, nada motivado. Sé que hay influencias a tu alrededor que no transmiten optimismo. Pero yo quiero ayudarte. Siempre lo quise. Sé que si pones de tu parte, si adoptas una actitud positiva y ves las cosas de otra manera, saldrás de ésta. Deja que te cuente algunas ideas que te pueden servir para reflexionar y coger fuerzas de nuevo para “la última cruzada”:

Los que venimos detrás y vemos las posibilidades que ofrece la tecnología pedimos al comercio que abra los ojos y “se ponga al día”. Sabemos y sabes que vas a tener que competir contra todos: contra los grandes, contra los pequeños, contra las mafias, contra todos. Y no hay más remedio. A tus 60 años te queda mucho por aprender y, al ritmo que evoluciona la sociedad, incluso vas a tener que reinventarte un par de veces más antes de jubilarte (que será a los 70 aproximadamente). No te resignes. La actitud conservadora que te ha guiado “a ciegas” en estos últimos años de penurias no funciona, ya lo has visto.

Que no te enteras, Contreras

“Los negocios necesitan reinvención: los éxitos pasados no garantizan éxitos futuros”, ya lo dijo hace unos días Antonio Díaz Morales, director general de Nebrija Business School. Ya sabrás que a diario se organizan numerosas jornadas en tu ciudad para que intentes aprender nuevas técnicas de venta, ponerlas en marcha y así volver a entusiasmarte por tu trabajo. Por si fuera poco, en estas mismas jornadas puedes encontrar a clientes o colaboradores. Sal de tu oficina y empieza a respirar el ambiente de la calle. Pregúntales qué necesitan o qué les llama la atención. Ellos mismos te agradecerán que lo preguntes. Sigue siendo primordial la actitud e imagen del factor humano, no lo olvides (neuromarketing). Da tú el primer paso. Nadie más lo dará por ti.

Han pasado muchos años y no te has enterado de lo que pasaba en la calle y de cómo han cambiado los patrones de los consumidores. Te has dejado impresionar por las grandes superficies, y te has conformado con vivir de la clientela de toda la vida (que poco a poco envejece, como tú, y sale menos y cuyos hijos ya no van a tu tienda). Creías que la crisis era un ente abstracto, que los Gobiernos lo arreglarían con recetas mágicas. ¡Y un huevo! Ya lo has visto. No hay recetas. ¿Y ahora qué? No sólo no tienes clientes sino que has perdido a los que habías fidelizado hace más de 30 años. Sigue lamentándote. Llora todo lo que quieras.

Somos animales. La teoría de la evolución te afecta

La selección natural de Darwin no era un cuento. Es una realidad: reinventa tu empresa y adáptate para poder sobrevivir en un entorno cambiante. Ahora más que nunca, los consumidores tienen el control del barco. Hablan entre ellos y tú no te enteras (redes sociales). Buscan y se informan y a ti no te ven (un nuevo invento que se escribe y pronuncia así: I-N-T-E-R-N-E-T). Buscan ofertas y tú no ofreces nada (cupones, descuentos, packs y lotes, etc.). Mientras, tú te dedicas a recoger encargos por teléfono donde por lógica sólo puede entrar uno a la vez. Eso sí, utilizas WhatsApp o el correo electrónico para enviar vídeos, cadenas de mensajes y chorradas de todo tipo…

Adopta el cambio

Sécate las lágrimas y deja de patalear. Cambia esa cara. La misma cara que ofreces todos los días a tus cuatro paredes desde hace ya unos años. Iba a decir a tus clientes, pero en tu tienda no entra nadie. Si cambias la cara, te cambiará también la voz para gestionar con más predisposición las llamadas de teléfono. No soy yo el que tiene que vender cuando te llamo por teléfono para una consulta.

Así, ¿dónde esperas llegar? No me quiero extender mucho más. Reflexiona y ya me contarás. Pero no tardes mucho. Ya conoces el dicho: “el que no corre, vuela”. Te deseo mucha suerte.

Espero tus noticias.

¿Está preparada tu empresa para la era social?

A medida que avanza el siglo XXI y las nuevas tecnologías se van asentando profundamente en la sociedad, debemos plantearnos una pregunta de, a priori, fácil respuesta: ¿hacia dónde se orientarán las acciones de comunicación y venta de los sectores profesionales? Aunque la pregunta ya esté bien desgastada, voy a pedirte que no respondas todavía…

Sabemos que los nuevos medios (las redes sociales y la tecnología móvil principalmente) han convertido al potencial cliente en un auténtico consumidor y productor de información (“prosumer”). Es muy importante que los empresarios entiendan este cambio.  Por esta razón, las empresas más modernizadas acuden a la llamada de los negocios utilizando lo que se conoce como “comunicación 2.0”, incorporando algunos factores como son la bidireccionalidad, la sociabilidad, la localización y la movilidad (SOLOMO), que han supuesto una revolución empresarial sin precedentes.

Empresas innovadoras

Las empresas y todo el conjunto de la sociedad deberán estar en un continuo proceso de aprendizaje, de adaptación y de prueba. La consultora Humannova describe en su libro “Liderazgo e Innovación 2.0” cuatro comportamientos de la empresa innovadora: la orientación a resultados, la adaptación interna, la adaptación al entorno y la adaptación a las personas.

La falta de confianza en el hecho de compartir (fundamental en la llamada “era 2.0”) hace que los líderes sean reacios a innovar. La principal característica de la empresa innovadora debe potenciar no tanto hablar de productos sino de comportamientos. El primer paso de camino al éxito es diseñar una buena estrategia dentro de la empresa de forma que todos los empleados participen, antes de iniciarse en el magistral y delicado arte del Social Business.

Los nuevos profesionales

Las empresas, por tanto, se encuentran en plena búsqueda de profesionales formados que hayan adquirido conocimientos en las materias destacadas – como son el marketing digital, la comunicación online, la internacionalización, simplemente por mencionar algunas – y que sean capaces de adaptarse a las circunstancias de la empresa y del entorno para liderar esta gestión del cambio. La clave está en aprender a gestionar la tecnología aportando valor a las organizaciones.

¿Qué opinas? ¿En qué punto se encuentran las empresas de tu entorno?